Blog

Pacientes y familiares Mind académico Investigación
ansiedad

Guía completa para ayudar a una persona que sufre de ansiedad

En la actualidad tenemos cada vez más recursos e información para entender los problemas relacionados con la salud mental en nuestros entornos familiares o con nuestro círculo de amigos. Los ataques de ansiedad son episodios reales que se presentan con mucha más frecuencia de lo que se cree y en muchos casos nosotros mismos podemos ser testigos de este tipo de casos, así que se hace importantísimo tener cierta claridad de cómo actuar de manera asertiva y ayudar a nuestros seres queridos cuando se presente la ocasión.

Para saber cómo ayudar a un paciente que sufre de este tipo de episodios lo primero que debemos entender es que la ansiedad no es igual en todos los casos. En líneas generales podemos entender esta enfermedad psicológica como un colapso en la conducta de una persona que le impide realizar cualquier tipo de actividad y se demuestra con diferentes síntomas como lo pueden ser la sensación de ahogo, el llanto, la taquicardia, temblores o incluso resequedad en la boca. En un ataque de ansiedad la persona no tiene control sobre sí misma ni sobre la situación es por eso que en muchos casos buscan ayuda al llamar a un amigo o familiar como primera medida.

Si usted está presente en el momento en que una persona experimenta un ataque de ansiedad o recibe un llamado de la misma acuda con la mayor celeridad y mantenga siempre la calma, ya que, esta es la única manera en la que podrá tomar decisiones acertadas, además que le transmite seguridad a la persona que está ansiosa. Lo primero que se debe hacer es llevar a quien experimenta un ataque de ansiedad a un lugar que le proporcione seguridad y en el que se sienta cómodo. Si está en la calle llévelo a casa y si está en el hogar puede motivarlo a ir a la habitación o a la cama. Esto es esencial porque buscar estos espacios seguros garantizará que el otro no se haga daño de manera voluntaria o involuntaria.

Luego de que se tenga instalada a la persona con ansiedad en un lugar que usted considere seguro intente poner en marcha una comunicación asertiva en la que ella se pueda expresar con libertad sin ser interrumpida o increpada. En esta lógica evite preguntas que generen culpa cómo los porqués y entable un diálogo receptivo en el que lo importante es que la persona con ansiedad se desahogue y trata de que se calme sin llegar a decirle explícitamente que se calme. Piense cada palabra que dirá y pronuncie frases cortas en la que le demuestre que está a su lado, por ejemplo, puede preguntarle si desea tomar algo o animar a realizar ejercicios de respiración sin sonar impositivo.

Cuando una persona sufre de un ataque de ansiedad sus inseguridades estarán más presentes que nunca y es normal que sienta que no es capaz de realizar ninguna acción. Teniendo muy presente esto enfóquese en resaltar los pequeños avances que puedan surgir al momento de tener un episodio de ansiedad. Por ejemplo, si la persona accede a realizar ejercicios de respiración o a tomar algún tipo de bebida caliente como una aromática, destaque esos gestos como un gran avance de su parte, este tipo de estrategias de reconocimiento de sus actos ayudarán a irle devolviendo la confianza en sí misma y a darse cuenta de que la situación se puede superar.

Una recomendación importante a tener en cuenta cuando esté prestando ayuda en casos de ataques de ansiedad es que cada palabra que diga tiene valor y podrá incidir negativa o positivamente en la persona ansiosa. Así que, si en algún momento durante la situación no sabe qué decir acuda a frases neutras como “estoy contigo”, o “esto pasará”. Todos los episodios de ansiedad pueden desarrollarse de manera diferente y en algunos casos los síntomas pueden durar más tiempo que en otros, así que preste atención a cómo se está tornando la situación y no deje sola a la persona hasta que no haya llegado a un punto de estabilización.

Más allá de tener un buen acompañamiento ante posibles crisis, lo mejor que puedes hacer para ayudar a alguien que sufre de ansiedad es recomendarle buscar ayuda psicológica profesional o si le es posible realice llamadas a profesionales de esa área para que el paciente reciba asesoría cuando el ataque esté bajando su intensidad.

Si deseas saber más información sobre cómo actuar ante posibles crisis emocionales o ataques de ansiedad puedes explorar el blog de Mind o recibir la asesoría de expertos en estos casos ingresando al enlace que dejamos aquí.

Contáctenos ahora mismo

    WhatsApp chat